Floristería en Añover de Tajo (Toledo) - Calle Fernando VI, 17 flores.patry@gmail.com Información y pedidos: 925 506 801 - 650 523 062

EUPHORBIA ‘SILVER SWAN’

Sinonimia: Euphorbia characias

Cisne plateado – Cisne de Plata

Se trata de una planta herbácea, de naturaleza perenne y resistente a variados rigores. Esto es algo natural en muchas de las especies del género de las Euforbiàceas.

La mata se compone de tallos erectos a modo de brazos, capaces de llegar a los 2 metros de altura, pero no demasiado común.

Bastante menos alta cuando está cultivada en un contenedor.

Los tallos de tonalidad rojiza hacia la base se cubren de un llamativo follaje alrededor de los mismos.

Las hojas son estrechas y alargadas, de color verde azulado de escasa intensidad, los bordes manchados de forma irregular en tono blanco plateado, que crean un animado contraste.




Lo mejor de esta planta es su bajo mantenimiento, apenas hay que prestarle atención para que prospere adecuadamente.

Es de entender que aun en las plantas más rústicas a poco que se le dedique un mínimo de interés su desarrollo será más espectacular.

Exposiciones a pleno sol es una cuestión que necesita de manera segura, principalmente para mantener la tonalidad tan característica de su follaje.

En la intensidad de la luz encuentra su gran aliado para conservar un potente colorido.

Es una planta que se dará muy bien en grandes macizos o jardines de grava mezclada con plantas que requieran como ella de riegos escasos y pleno sol como: Salvia, Lavanda, Aeonio o Santolina.

Hacia principios de la primavera de las puntas de los tallos surgen las grandes cabezas florales compuestas de brácteas de idéntica tonalidad que el follaje.

Patricia López Diseño Floral - Floristería en Añover de Tajo

Foto de: https://www.pinterest.es/

Se adapta perfectamente al cultivo en contenedores, solo que cada año habrá que ir cambiándola a uno de mayor tamaño, hasta que crezca demasiado.

Cuando eso suceda habrá que colocarla en algún lugar del jardín o instalarla en una maceta de buen tamaño.

La maceta que será la definitiva ha de ser grande, con suficiente fondo para soportar el crecimiento de la mata que haga difícil que la pueda volcar el fuerte viento.

Los ejemplares más jóvenes necesitarán de riegos más profusos, pero una vez que la planta madure tendrá una excelente disposición a vivir en situaciones de sequía.

Durante gran parte del año se le riega moderadamente, sí bien en época de mucho calor agradecerá riegos algo mas generosos.

En invierno regar sólo ocasionalmente, la humedad excesiva en el suelo no le favorece.

No es necesario podarla cada año, pero puede necesitar ocasionalmente un corte sobre algún tallo en mal estado.

Cortar tallos escasos de follaje fomentará el crecimiento de nuevos brotes.

Por lo general no es molestada por plagas y son escasas las enfermedades que le afectan, no obstante, los diminutos pulgones si pueden invadirla.

En el mercado existen numerosos productos para protegerla de este invasor.

Los excesos de agua en el sustrato sí que pueden convertirse en un auténtico problema y llegar a pudrir las raíces que acabará con la mata.

Algo peculiar y típico de la familia de las Euphorbias es que segrega una especie de líquido lechoso cuando se le practica un corte en cualquier parte de la mata.

Esta sustancia es irritante y puede ser perjudicial en personas de piel sensible.

Por ello es preferible emplear unos guantes para manipularla, acabada la labor conviene limpiar muy bien las manos y herramientas utilizadas con agua y jabón.

La división de la mata es el método más sencillo para hacerse con nuevas plantas.

Vía: plantayflor.blogspot.com.es/ :-: Autor: Carmen Pereira

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: